Stephen Eisenman (Nueva York, EE. UU., 1956) es historiador del arte, comisario y activista en pro de causas animalistas y medioambientales, así como de la reforma del sistema penitenciario estadounidense. Y esta cápsula es el resultado de una entrevista realizada a su paso por el Museo, en calidad de invitado de la Cátedra Juan Antonio Ramírez, para impartir la conferencia magistral del curso 2019-2020.

Eisenman es especialista en cómo se relacionan lo político y lo estético. Un planteamiento que invita a confrontarse con las imágenes desde una posición analítica. Prueba de ello son Historia crítica del arte del siglo XIX (1994), de la que es editor, y sus ensayos, entre los que destacan El efecto Abu Ghraib (2007) y The Cry of Nature (2013). En particular, estos dos títulos son el punto de partida de esta capsula centrada en su trayectoria más reciente. Una empresa intelectual en la que el estudio de la violencia en el arte daría paso a la consideración por ampliar la noción de derechos a todo ser sensible, más allá de los humanos. De ahí que se atienda también a la influencia de la artista visual Sue Coe, responsable de que Eisenman abrazase el veganismo. Ambos se convertirían en aliados en trabajos como Ghosts of our meat (2014) y Zooicid: Seeing cruelty, demanding abolition (2018), en los que la dimensión ética está en un primer plano. Proyectos que pueden leerse como un recordatorio sobre la responsabilidad de quienes operan dentro de una disciplina, las humanidades, que, como ha señalado en alguna ocasión el entrevistado, quizá debiera cambiar su denominación. Y es que repensar la contemporaneidad requiere de manera acuciante superar enfoques dominados por lo antropocéntrico.

Compartir

Código copiado al portapapeles.
Fecha:
27/01/2020
Realización:
Rubén Coll
Locución:
Madeline Robinson
Agradecimientos:

José Luis Espejo

Licencia:
Creative Commons by-nc-sa 4.0

Citas

Jean-Luc Hérelle. Le concert du petit matin. Sittelle (1993)

Bernard Fort. Nocturne dans le Delta du Danube, Roumanie. Sittelle (1997)